jueves, 14 de enero de 2010

Tu puerto

Por las ventanas de las hojas viejas
va el otoño rasguñando vidrios de colores,
va cuesta abajo camino al mar
intentando atrapar olvidos e ilusiones que solté tiempo atrás.
Ahora que dejé enterrado tu nombre en ese lejano jardín,
el invierno de junio no me tocará;
ahora que solté las amarras,
el muelle de tu puerto caerá sin saber nadar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario