jueves, 1 de septiembre de 2016

Sin pausas y sin prisas....
no sé a qué vengo
no quiero reprocharte nada
ni saber nada de ti
ni escucharte siquiera.
Libro una lucha para entender
tus elecciones
tus silencios
tus sonrisas.

Eres dueño de esos pensamientos clandestinos
y no tienes rostro ni voz.


No hay comentarios:

Publicar un comentario